Dirigirnos hacia donde queremos, por Jose Luís Sampedro

“Mirad: vosotros, con vuestros modelos económicos reconocidos en Pincetone, en Hardward y en Oxford, sois como gente que va en un tren espléndido, dotado de las mejores cosas (con televisión, con bar, con aire acondicionado…). Un tren que va a 200 kilómetros por hora hacia el norte como una flecha. Y en un momento dado, vuestro tren se detiene en un paso-nivel, y allí os encontráis conmigo, que voy andando por el camino que cruza la vía con un burro y cuatro herramientas rudimentarias, porque esa teoría económica que deseo no la tengo, y voy con lo poco que tengo a ver qué encuentro por ahí.  Leer Más

Anuncios