La cabaña

Se levantó como un resorte, y antes de que se diera cuenta, ya estaba caminando hacia la cabaña donde la profecía decía que iba a morir. Pasos autómatas lo guiaban hacia su terrible destino, mientras que su trémula consciencia apenas podía rebelarse ante la tremenda fuerza de aquella llamada invisible –ese desenlace que llevaba tatuado en sus entrañas desde el mismísimo día en el que vendió su alma a la oscuridad. Leer Más